SALIDA PROCESIONAL DE LA IMAGEN DEL PILAR

Desde muchos años existía en la sacristía de la Iglesia de Santa María, un cuadro de la Virgen del Pilar Patrona de la Hispanidad de gran devoción. Su párroco Francisco Domínguez, con el fin de hacer más tangible esa devoción encargó al escultor sevillano Cayetano González, una imagen de talla que durante muchos años, procesionó por las calles de nuestra ciudad.

La nueva imagen fue colocada en el templo de Santa María con la correspondiente licencia del Cardenal Segura, en un altar procedente de la desaparecida Iglesia de la Concepción. Allí recibió culto hasta que por orden expresa del citado Cardenal Segura, en mayo de 1950,tuvo que ser entregado al párroco de la Iglesia Mayor de Santa Cruz, y colocado como altar mayor.

Diez años estuvo vacío el testero donde se encontraba el altar de la Virgen del Pilar. Todo ello transcurrió así hasta que, tras fallecer el anterior párroco, Francisco Domínguez, se hizo cargo del templo de Santa María un joven sacerdote procedente de El Rubio, Esteban Santos Peña. Sus primeras gestiones fueron levantar uno nuevo y colocar en él a la Virgen del Pilar, que se ejecuta gracias a la ayuda económica recibida de los Marqueses de Almenara, por la devoción y cariño que profesaban a la Parroquia y en recuerdo al desaparecido sacerdote. El nuevo altar fue obra del escultor ecijano Guillermo Riego Vargas, que se valió de restos de antiguos retablos. Fue bendecido por el Obispo Auxiliar de la Archidiócesis Monseñor José María Cirarda el día 13 de octubre de 1960.

En una de lasimágenes puede observarse el numeroso público que se dabacita a la salida procesional de la Virgen del Pilar del templo de Santa María. El paso iba custodiado por la guardia civil con sus trajes de gala; y la peana de la Virgen iba envuelta por la bandera española. En la otra imagen podemos ver a la imagen de la Virgen del Pilar en el altar situado de la iglesia de Santa María y que vino a reemplazar al trasladado a la Iglesia de Santa Cruz.Como se sabe este nuevo altar ardió completamente debido a un incendio fortuito en la noche del 18 al 19 de octubre de 1994.

Fuente. Memoria de una Década, 1960-1969, Juan Méndez Varo.

CARTA DE OBLIGACIÓN DE JUAN DE ALFARO Y CUESTA, PLATERO PARA HACER UNA CUSTODIA PROCESIONAL DEL CORPUS PARA LA IGLESIA CATEDRAL DE CANARIAS Y CARTA DE FINIQUITO DE LA CUSTODIA

0988Si los protestantes niegan la presencia de Cristo en la Eucaristía ¡saquemos la custodia a la calle!, dicen los católicos, y toda España se erizó de torres procesionales para exaltar a Dios sacramentado. Son microarquitecturas de plata que, los Jueves del Corpus, fulgurantes de reflejos y empujadas por el fervor popular, recorren entre repiques de campanas y nubes de incienso un itinerario alfombrado de juncia, alhucema y romero, presidiendo la procesión cívico-religiosa más popular del año litúrgico. El Archivo Histórico Provincial de Sevilla conserva el contrato y las cartas de pago de la última gran custodia del renacimiento que faltaba por documentar: la isleña de la Catedral de Las Palmas de Gran Canaria.

Fue encargada el 21 de marzo de 1611 por su cabildo eclesiástico al platero Juan de Alfaro y Cuesta, estrenándose el 18 de junio de 1615 en la estación eucarística que transitó las calles del barrio de Vegueta. Recién cumplido el Cuarto Centenario de su inauguración parece oportuno hacer este homenaje documental a quienes la promovieron: los canónigos, sus agentes de negocios en Sevilla, y el veinteañero y malogrado artífice que la labró.

Desde su fundación el cabildo de la Catedral de Canarias se declaró sufragáneo del hispalense, por eso no resulta extraño que, cuando los canónigos isleños son convocados para tratar «si conviene hacer una custodia para la procesión del Corpus Christi», acuerden fabricarla en Sevilla. Acto seguido, confiaron la gestión de la obra a sus apoderados en la capital andaluza, el ministril Gerónimo de Medina y el inquisidor Pedro del Camino, y aceptaron sin discrepar la autoría del joven Alfaro y Cuesta.

¿Quién es este platero? El epígono de una lustrosa dinastía de orfebres que, procedente de Valladolid, se estableció en Córdoba, Sevilla y Toledo, labrando obras memorables para el arte español. Los libros parroquiales descubren que fue bautizado el 7 de marzo de 1588 en la iglesia de San Ildefonso, de Sevilla, y que recibió sepultura en la capilla sacramental del Sagrario metropolitano el 22 de julio de 1615, sin conocer el éxito que acababa de cosechar «su» custodia entre la sociedad canaria. Los protocolos añaden un corto catálogo artístico, caracterizado por el continuo aumento de su cotización, pues pasa de tener un caché de 1’75 ducados por marco de plata trabajado a cobrar 6. El precio de la custodia canariense se cerró en la última tarifa y ascendió a 29.663 reales, según revela otro documento singular del Archivo: la escritura del pesaje, entrega y finiquito de la obra. Por éste acta notarial y las cartas de pago precedentes sabemos que fue recibiendo el dinero en metálico, conforme iban llegando las letras de cambio desde Canarias.

Cuatro siglos después el templete eucarístico, aunque privado del relicario interior de Alfaro y Cuesta, sigue siendo un bello ejemplo del romanismo sevillano, al compendiar en su arquitectura las proporciones clásicas de los tratados, exhibir un estilo monumental en la escultura y optar por el grutesco cristianizado en la ornamentación.

Ah! Una precisión final, para la que le ofrezco un minúsculo diccionario artístico. Lo que en la península se llama «custodia procesional de asiento», en las Islas Canarias recibe el nombre de «andas del Corpus».

MÁS INFORMACIÓN

SALIDA PROCESIONAL DE N.S. SANTA MARÍA DE AGUAS SANTAS

0389Un año más se acerca septiembre, el mes donde los relojes se paran y un pueblo siente en su corazón a la Virgen de Aguas Santas. El 31 de Agosto marca la frontera hacia la gloria, las miradas se concentran en Nuestra Virgen que es trasladada a su Altar de Novena.

Poco a poco el 8 de septiembre se siente en nuestras casas y vamos engalanando las calles para honrar a esa bella imagen a la que todos veneramos.

Tampoco podemos olvidar los rosarios, el día 7 y el 15, participando en este último las mujeres del pueblo ataviadas con la típica mantilla española. Todo esto es un conjunto que sólo podemos vivir en Villaverde del Río y al que os invitamos a vivir a todos.

El cartel anunciador de la procesión y de las Fiestas de Septiembre de Villaverde del Río es esta impresionante fotografía la cual nos invita a todos a acompañar a Santa María de Aguas Santas el día 8 de Septiembre a partir de las 22:00 horas.
Estas son Fiestas declaradas de Interés Turístico de Andalucía.