PRESENTACIÓN DEL LIBRO “PARA CANTAR FLAMENCO HAY QUE PONERSE FEA”

Acto de presentación del libro titulado Para cantar flamenco hay que ponerse fea, coeditado por la Diputación de Sevilla y la Editorial Universidad de Sevilla, del que es autora Dolores Pantoja Guerrero.

El acto tendrá lugar el jueves 1 de octubre a las 12:00 h, en la Casa de la Provincia – Plaza del Triunfo, 1 – Sevilla, intervienen:

  1. Alejandro Moyano Molina; Diputado de Cultura y Ciudadanía de la Diputación de Sevilla.

Dª Araceli López Serena; Subdirectora de la Editorial Universidad de Sevilla

  1. Antonio Zoido Naranjo; Director de la Bienal de Flamenco
  2. Juan Bosco Díaz-Urmeneta Muñoz; Profesor de Estética y Teoría de las Artes de la Universidad de Sevilla

Dª Dolores Pantoja Guerrero; Autora del libro – Doctora por la Universidad de Sevilla

Debido a la situación sanitaria actual, en este acto el aforo estará limitado a 40 personas, es obligatorio el uso de mascarillas y se mantendrá la distancia de seguridad

Para más información sobre el libro, puede acceder al siguiente enlace: https://wearchivo.dipusevilla.es/publicaciones/catalogo-de-publicaciones/publicacion/978-84-7798-437-5/

CONGRESO-HOMENAJE AL PROF. MIGUEL ÁNGEL LADERO QUESADA ALCALÁ LA REAL

Los Fernández de Córdoba: Nobleza, hegemonía y fama. Conquista, familias y repoblación

Congreso-Homenaje al Prof. Miguel Ángel Ladero Quesada

Alcalá la Real
27-28  de noviembre de 2020

En el año 2017 y con este mismo título tuvo lugar en la ciudad de Alcalá la Real un Congreso-Homenaje al profesor Manuel Peláez del Rosal, cuyo resultado se plasmó en el libro de actas publicado conteniendo las comunicaciones presentadas. El fruto alcanzado evidenció, de un lado, la participación de numerosos investigadores interesados en este tema, y, de otro, el acierto de la elección. Han sido estos dos vectores magnitudes suficientes para impulsar una nueva experiencia, y esta vez dedicarla al profesor Miguel Ángel Ladero Quesada que reúne títulos más que sobrados para recompensar una vez más toda una vida dedicada a la investigación y a la docencia. Su contribución al avance del conocimiento de la Historia de España y su prolífica obra le hacen merecedor de este homenaje que ahora se convoca con la colaboración de varios institutos, organismos y entidades, y el patrocinio del ayuntamiento de Alcalá la Real.

En la anterior ocasión nos persuadió la idea de la universalidad de la estirpe, apenas esbozada, y del largo camino que nos quedaba todavía por recorrer. Y una y otra nota, a la vista de los aportes obtenidos en la travesía ya transitada, son asimismo suficientes motivos para reproducir su abordaje y tratamiento en un nuevo encuentro congresual, que estamos seguros añadirá más enjundia al patrimonio cultural que representa la progenie de los Fernández de Córdoba en sus más variados aspectos y figuras.

La enorme cantidad de fuentes documentales yacentes en archivos nacionales, provinciales y locales, entre los que ocupan un bagaje inconmensurable los protocolos notariales, aún por descubrir y revelar, constituye un espolique más para adentrarnos en el conocimiento de esta noble familia y en sus contribuciones históricas, artísticas y literarias, como elemento troncal entre sociedad y estado, en la terminología apropiada de Antonio Domínguez Ortiz. El homenaje que pretendemos rendir al profesor Ladero viene precedido del afecto y respeto que los organizadores le dispensan por su fecunda trayectoria universitaria y académica, por su extraordinaria calidad personal y humana y por su innegable espíritu de servicio a la comunidad científica.

La convocatoria de este II Congreso será sin duda una buena ocasión para que un alto número de estudiosos expongan los logros de sus investigaciones, abonando de antemano el éxito con su concurrencia y con su relevancia. Las comunicaciones deberán estar en relación con los epígrafes enunciados en esta convocatoria, que es la genérica del congreso anterior, ya abordada, pero no agotada, y los que ahora se agregan por su importancia y relieve para la configuración del sustrato subjetivo de las villas y ciudades de los Reinos de la Corona en la Edad Media en su tránsito hacia la Modernidad.

 

MIGUEL ÁNGEL LADERO QUESADA (Valladolid 1943). Ha sido catedrático de Historia Medieval de las Universidades de La Laguna, Sevilla y Complutense de Madrid entre 1970 y 2013. Es doctor honoris causa por las Universidades de La Laguna, Cádiz y Huelva. Premio Nacional de Historia de España (Ministerio de Cultura, 1994) y Premio Órdenes Españolas (2019) otorgado por el Real Consejo de Órdenes Militares. Es académico numerario de la Real Academia de la Historia. Historiador de la Edad Media española en los siglos XII al XV, autor de libros y artículos de síntesis y otros de investigación sobre Andalucía medieval, guerra de Granada, nobleza y señoríos, ciudades, mudéjares, judíos, fiscalidad regia, recursos militares, época de los Reyes Católicos, etc., esenciales para comprender mejor el medievo hispano y el tránsito a la Edad Moderna.

Normas para presentar comunicaciones

Quienes deseen presentar comunicaciones deben enviar sus datos, título y resumen a la Secretaría, inaplazablemente antes del 10 de noviembre de 2020.

La extensión final del texto no podrá exceder los 15 DIN A-4, a dos espacios. Deben presentarse en papel y en soporte informático.

Los comunicantes deben exponer personalmente un resumen de su comunicación, en el tiempo que le indique la Organización.

Coordinan

Manuel Peláez del Rosal
Hugo Vázquez Bravo
Francisco Toro Ceballos

Secretaría

Carmen Toro Muñiz

 Información

Ayuntamiento de Alcalá la Real
23680 Alcalá la Real. Jaén
Tfno: 953587041
Email: cultura.tecnico@alcalalareal.es

Patrocina

Ayuntamiento de Alcalá la Real
Diputación Provincial de Jaén. Área de Cultura

Organiza

Asociación Cultural Enrique Toral y Pilar Soler

Colabora

Academia Andaluza de la Historia
Academia de Letras e Artes de Portugal
Asamblea Fernández de Córdoba
Casa Condal de Cabra
Casa Ducal de Maqueda
Real Academia de Córdoba de Ciencias, Bellas Letras y Nobles Artes
Instituto Español de Ciencias Histórico-Jurídicas
Centro de Estudios Borjanos (Cesbor)

LA PRESENCIA DE LA ORDEN DE CALATRAVA EN SEVILLA Y EN EL ALJARAFE DURANTE LOS SIGLOS XIII AL XVIII, A ESTUDIO EN UN LIBRO EDITADO POR LA DIPUTACIÓN

Su autor, Bartolomé Miranda, aporta un rico apéndice con documentos en su mayor parte inéditos

El Servicio de Archivo y Publicaciones del Área de Cultura y Ciudadanía de la Diputación de Sevilla, ha publicado el volumen titulado ‘La Orden de Calatrava en la ciudad de Sevilla y en el Aljarafe durante el Antiguo Régimen’, un estudio que pone en valor la síntesis de lo que significó la presencia de esta institución militar y religiosa, fundada en Castilla en el siglo XII por el abad Raimundo de Fitero, en Sevilla y en el Aljarafe durante los siglos XIII al XVIII.

Una adaptación de la tesis doctoral de su autor, Bartolomé Miranda, en la que éste aporta una abundante bibliografía. Especialmente, el uso y dominio de la documentación de archivo, en su mayor parte inédita, dan a esta obra un valor añadido, que se hace especialmente visible en el rico apéndice documental que acompaña al contenido.

Miranda nos ofrece una visión cronológica, completa y comparada, estructurada en torno a dos apartados, en los que se analizan: la Encomienda de Casas de Sevilla y Niebla y el Priorato de San Benito de Sevilla. En cada uno de ellos, su autor estudia el impacto geopolítico, social y económico que estas instituciones tuvieron sobre los territorios que dominaron, poniéndolo en relación con lo ocurrido en otras regiones peninsulares.

BARTOLOMÉ MIRANDA (Campanario, 1977)

Licenciado en Historia del Arte y doctor en Historia por la Universidad de Sevilla. Es profesor y mentor cultural en el programa CASA-Sevilla (Universidad de Cornell), miembro del Grupo de Investigación HUM 214 del Departamento de Historia Medieval y Ciencias Historiográficas de la Universidad de Sevilla, secretario de la Federación Extremadura Histórica y presidente del Grupo de Estudios Carrioneros Joaquín Galeano de Paz.

Ha sido presidente de la Unión de Bibliófilos Extremeños y, durante más de diez años, dirigió su propia empresa dedicada a la digitalización documental (Docunet). Sus labores docentes y de investigación educativa en proyectos de “investigación-acción participativa” (coordinadas por el antropólogo Davydd Greenwood), las compagina con la investigación histórico-artística, de la que son fruto más de una veintena de monografías y artículos publicados en revistas especializadas.

Ha recibido el Premio de Investigación La Serena; un accésit en el Premio de Investigación Santiago González; y, junto con José María López de Zuazo y Dionisio Á. Martín Nieto, el Premio de Investigación Bibliográfica Bartolomé José Gallardo. Su línea de investigación principal se centra en el análisis de la Modernidad en Extremadura y Andalucía, destacando su interés por la población morisca, las órdenes militares de Alcántara y Calatrava y la arquitectura vernácula y monumental.

Fuente: https://www.dipusevilla.es/comunicacion/noticias/La-presencia-de-la-Orden-de-Calatrava-en-Sevilla-y-en-el-Aljarafe-durante-los-siglos-XIII-al-XVIII-a-estudio-en-un-libro-editado-por-la-Diputacion/#:~:text=El%20Servicio%20de%20Archivo%20y,la%20presencia%20de%20esta%20instituci%C3%B3n

CIERRE DE LA ESTACIÓN DE FERROCARRIL DE ÉCIJA

La línea férrea Marchena-Écija se inauguró en 1879, en el tramo que iba desde Marchena a Écija, con un trazado de 44,015 kilómetros; el segundo tramo -Écija La Carlota- empezó a ser operativa el 10 de junio de 1885 y, concluyéndose el tercer tramo hasta Valchillón, el 12 de octubre de 1885 después de numerosos intentos que comenzaron años antes, en concreto en 1859, cuando los principales contribuyentes de la localidad tomaron la iniciativa de dirigirse al Ayuntamiento solicitando el establecimiento de una línea férrea.

Cierto es que nuestro ferrocarril nació y tuvo una vida llena de dificultades y polémicas. Así se desprende de lo que publica la prensa local. En concreto El Eco de Écija en un artículo fechado el 23 de abril de 1887, se puede leer: «Unas veces el material móvil, otras el fijo y otras el personal, he aquí las causas de las que provienen los siniestros de la vía férrea. Desde su apertura, han sido varios los accidentes con graves lesiones de viajeros. Otra noticia curiosa recoge que el “tren ya en veloz marcha, se sale de la vía un vagón, sin que nada note el maquinista hasta que un pasajero avisó a tiros. En otra ocasión llegaron los viajeros a las 9 de la mañana, cuando debieron hacerlo a las 10 de la noche anterior…»

Otro periódico local El Espacio, da cuenta de las vicisitudes por las que pasó el tren de Écija: «…El maquinista hombre experto en el oficio, observó alarmado que el convoy hizo un brusco movimiento, como si fuese a descarrilar: Paró el tren. Se buscan las causas, averiguándose que en los raíles se había colocado un tirafondo o tornillo de los que se suelen utilizar para asegurar los carriles, como si se pretendiera provocar su descarrilamiento, que pudo evitarse gracia a la pericia del maquinista señor Requillo que conducía el tren. Pero era necesario descubrir el hecho y se cursó la oportuna denuncia a la Guardia Civil de Écija, que comenzó a practicar las investigaciones correspondientes, que dieron como resultado el hallazgo del autor: “un niño de diez años llamado Eloy…  un pastor dedicado al cuidado del ganado de una casilla próxima al lugar del suceso».

A raíz de los rumores de la supresión de la línea férrea, el alcalde de Écija convocó una reunión con los homólogos de las poblaciones afectadas,  es decir, los alcaldes de Marchena, Fuentes de Andalucía La Luisiana, La Carlota, Fuente Palmera y Guadalcázar. En esta reunión acordaron  dirigir telegramas a los gobernadores civiles de las provincias de Sevilla y Córdoba, comunicándoles que si lleva a cabo el cierre de la vía férrea de los gravísimos perjuicios que  ocasionaría tanto al comercio, industria, labradores y al vecindario en general de estas poblaciones.

El ferrocarril Valchillón-Écija- Marchena fue clausurado definitivamente el año 1969. Las fotografías muestran el vacío de una estación sin tren. La falta de vida en ella, genera en el alma, en quien lo vivió, nostalgia de aquel tiempo bullicioso, de gente que iba y venía, viajeros con sus bultos y viandante que se acercaban a respirar aquel ambiente. Siempre había vida en la estación: trenes con viajeros, maniobras y movimientos de vagones, cargas y descargas en los almacenes, ferroviarios de aquí para allá… La ciudad de Écija, con uno de los más bellos conjuntos artísticos de España y con uno de los términos más extensos de Andalucía, (a caballo entre Córdoba y Sevilla), lamentablemente no tiene estación de ferrocarril y pese a que por su término municipal, circula la línea del AVE Córdoba-Málaga.

ed   Memoria de una década: 1960-1969. Juan Méndez Varo

FALLO DEL PREMIO ASCIL AL MEJOR TRABAJO FIN DE MÁSTER PRESENTADOS POR ESTUDIANTES DE LAS UNIVERSIDADES PÚBLICAS DE SEVILLA SOBRE LA HISTORIA Y EL PATRIMONIO ARTÍSTICO LOCAL EN LA PROVINCIA

La Asociación Provincial Sevillana de Cronistas e Investigadores Locales  (ASCIL) tiene entre sus fines y actividades el de colaborar en la recuperación y conservación del patrimonio cultural, histórico y artístico de los pueblos y ciudades de la provincia de Sevilla, fomentando y divulgando el mayor conocimiento del mismo a través de la realización y publicación de estudios y trabajos monográficos  en defensa de los valores históricos, artísticos, urbanos, paisajísticos y humanos locales.

Por ello, ASCIL, con el fin de estimular a los estudiantes de las titulaciones universitarias de Máster ofertadas por las universidades públicas de Sevilla (Universidad de Sevilla y Universidad Pablo de Olavide) relacionadas con la Historia, la Historia del Arte, las Bellas Artes y la Conservación y Restauración de Bienes Culturales, para que dirijan sus investigaciones y Trabajos Fin de Máster (TFM) hacia cuestiones directamente relacionadas con la historia y el arte local de las comarcas, ciudades y pueblos que integran la provincia de Sevilla, convocó el pasado mes de enero el Premio al mejor TFM sobre Historia y Patrimonio Local de la provincia de Sevilla.

El jurado, reunido el 15 de julio en la Casa de la Provincia bajo la presidencia de D. José Antonio Fílter Rodríguez, presidente de ASCIL y con la asistencia del secretario de ésta institución D. José Cabello Núñez, ha estado integrado por las siguientes personas, expertos en las diferentes materias, profesores e historiadores: D. José María Alcántara Valle, Doña María de Carmen Fernández Albéndiz, D. Francisco J. Gutiérrez Núñez, D. Salvador Hernández González, D. Jorge A. Jordán Fernández y D Juan Diego Mata Marchena.

El PREMIO ha recaído en D. Samir El Moussaoui Calderón  con el trabajo Mercaderes genoveses en Sevilla en el primer tercio del siglo XVI: entre Europa y América y la dirección del mismo corrió a cargo del Dr. D. Rafael Mauricio Pérez García, Profesor Titular del Departamento de Historia Moderna de la Universidad de Sevilla.

Se trata de un estudio muy riguroso que nace fruto de la investigación seria, sistemática y profunda, con un buen tratamiento y análisis de las fuentes disponibles sobre el tema en cuestión, y empleando siempre una metodología académica y científica.

El autor hace un recorrido por la presencia de comerciantes y prestamistas ligures en Sevilla desde la época almohade hasta principios de los años cuarenta del siglo XVI, centrándose principalmente en las acciones desarrolladas por éstos durante las primeras décadas del Quinientos. Tras analizar el contexto histórico de Génova y Sevilla en la Baja Edad Media y los comienzos de la Modernidad, la monografía explica detalladamente las actividades financieras, el comercio del trigo, el negocio del jabón y las relaciones mercantiles con las Indias protagonizadas por algunas familias genovesas residentes en la ciudad durante el periodo comprendido entre 1500 y 1540.

Es cierto que, como el propio autor afirma, ha sido éste un tema recurrente en la historiografía desde fechas muy tempranas, y, en efecto, no son pocos los historiadores que han dedicado innumerables horas de estudio al mismo, resultado de lo cual es la publicación de numerosos libros y artículos especializados. Sin embargo, Mercaderes genoveses en Sevilla en el primer tercio del siglo XVI viene a aportar frescura a una temática de la que sabemos bastante, pero de la que aún queda mucho por conocer. En este sentido, resulta notable la aportación que el trabajo premiado hace a la historiografía existente sobre este campo, y lo es por partida triple: por constituir una acertada revisión histórica de lo ya sabido, por dar a conocer las actividades económicas desplegadas por ciertos comerciantes genoveses de los que apenas se tenían noticias, y por último, y sobre todo, por sacar a la luz una documentación inédita hasta la fecha. No en vano, para la realización del estudio, D. Samir el Moussaoui ha consultado, transcrito y analizado pliegos y legajos de seis archivos españoles. Precisamente, el hecho de haber trabajado con fuentes históricas directas explica, como es lógico, la valiosa contribución que esta monografía supone para el citado tema.

La documentación archivística y el casi centenar de fuentes bibliográficas examinadas, entre crónicas, catálogos, libros y artículos, han permitido al autor no sólo articular un discurso firme, propio de todo investigador avezado y maduro, sino también cerrar el trabajo con un apéndice documental inédito y unas tablas y gráficas de elaboración propia que resultan del mayor interés.

Programa DEFINITIVO del I Premio TFM